En este momento estás viendo Chakras Activando tu Poder

Chakras Activando tu Poder

¿Qué son los Chakras?

La palabra Chakra proviene del sánscrito y significa rueda o vórtice y se utiliza para referirse a los centros de energía giratorios que canalizan la energía vital o prana a nuestro cuerpo físico.

Se encuentran situados en las principales ramificaciones del sistema nervioso, de hecho su conexión con el cuerpo físico es a través del sistema nervioso y el sistema endocrino.

Podríamos decir entonces, que un chakra es un cuerpo de luz de energía circular (genera una espiral) que dirige la energía vital de una manera armónica para nuestra salud física y energética. 

En ellos guardamos memorias, cada evento importante sobre todo si tuvo un gran impacto emocional. 

Lo natural es atribuir el sistema de los chakras a los hindúes, pero la realidad es que éste ha prevalecido en varios lugares del planeta. 

Algunos se originaron en la tradición hindú, pero otros se originaron de manera orgánica en otras culturas como tibetana, egipcia, africana, incaica, maya, incluso en la antigua cábala.

La distribución de este prana se realiza por el sistema de canales, meridianos o nadis, son como tuberías del cuerpo humano,  que transportan por todo el cuerpo la energía específica para que ejecute su función en cada parte del cuerpo.

La energía sutil se mueve a través de estos canales, lo cual afecta tanto tu cuerpo como tu mente. 

Los puntos donde los canales se cruzan en el cuerpo son llamados chakras (literalmente “ruedas”). 

Hay muchos chakras en el cuerpo, pero el sistema más conocido describe siete chakras mayores. 

Cuando los chakras tienen desequilibrios pueden causar perturbaciones físicas, emocionales y espirituales tanto grandes como pequeñas.

 En particular, los chakras son vulnerables a bloqueos y a exceso de energía, por lo que necesitan ser equilibrados. 

Cuando se abren los siete chakras, el libre flujo de energía a través de ellos trae consigo el despertar espiritual.

Ebook - Atraer Abundancia

DESCARGA TU EBOOK

Introduce tu nombre y tu email para descargar tu hoja de trabajo

50%

El universo es la manifestación de la realidad divina última. Lo que eso significa es que tu cuerpo es un microcosmos del universo mayor, y la energía divina que manifiesta el universo también actúa en tu cuerpo.

Cuando sufrimos alguna enfermedad o ansiedad, nuestros Chakras están desequilibrados.

Si nuestros centros de energía no se encuentran armonizados y las energías sanadoras no pueden fluir libremente, nuestro cuerpo físico sufre las consecuencias. 

POR OTRA PARTE, UTILIZAR CONSCIENTEMENTE NUESTROS CHAKRAS Y BUSCAR SU ARMONÍA PUEDE CREAR LA MEJOR VIDA POSIBLE.

Los chakras se disponen verticalmente, desde la base de la columna vertebral hasta la coronilla de la cabeza.

 DE ABAJO A ARRIBA ELLOS SON: 

PRIMER CHAKRA:

Muladhara o chakra raíz

Ubicado en la base de la espina dorsal:

Color: Rojo.

Mantra: Lam

Flor de loto de 4 pétalos.

Elemento: Tierra

Principio: Instinto supervivencia, seguridad.

Órganos: Aparato digestivo inferior, glándulas suprarrenales, columna vertebral, piernas, pies.

Se relaciona con las funciones fisiológicas y psicológicas básicas del  organismo humano como el instinto, supervivencia, seguridad.

Un desequilibrio en este chakra podría incluir sentimientos de inseguridad, especialmente en los asuntos financieros de seguridad.

Sanación de Chakras

SEGUNDO CHAKRA:

Svadishthana o chakra sacro

Ubicado en el coxis.

Color: Naranja.

Mantra: Vam.

Flor de loto: de 6 pétalos.

Elemento: Agua.

Principio: Emoción, energía sexual, creatividad.

Órganos: Sistema urinario, bazo, gónadas, próstata, ovarios, testículos.

La idea aquí es equilibrar nuestras pasiones, aprovechar la energía creativa de forma productiva.

Cuando este chakra está bien balanceado, sabemos cómo perseguir y expresar nuestros deseos.

Guía para Sanar los Chakras:

TERCER CHAKRA:

Manipura o chakra del plexo solar:

Ubicado por encima del ombligo.

Color: Amarillo.

Mantra: Ram.

Flor de loto: de 10 pétalos.

Elemento: Fuego.

Principio: Mente, poder control, libertad propia.

Órganos: Aparato digestivo superior, páncreas, vesícula biliar.

Está conectado con la digestión. Psicológicamente tiene que ver con la fuerza de voluntad, el propósito, la autodeterminación, miedo y ansiedad.

Cuando está en desequilibrio puede manifestarse con mala digestión, ácidez, pensamientos autocríticos excesivos, timidez, falta de valor, falta de confianza o baja autoestima.

CUARTO CHAKRA:

Anahata o chakra corazón

Localizado no realmente en el corazón, sino cerca de él, en el centro del pecho.

Color: Verde.

Mantra: Yam.

Elemento: Aire.

Flor de loto: de 12 pétalos.

Principio: Amor, devoción, compasión, sanación.

Órganos: Corazón, sistema circulatorio, sistema inmunológico, pulmones, hígado.

Está asociado con el amor universal e imparcial, bondad amorosa.

Hemos visto como van evolucionando los chakras a nivel que suben, primero estaba en el nivel supervivencia y sexualidad, al nivel humano de la fuerza de voluntad, donde hay ego.

Anhata está relacionándose con un nivel desinteresado, que la mayoría de nosotros nunca alcanzamos, así que podemos decir que el chakra corazón es el comienzo de la verdadera espiritualidad.

QUINTO CHAKRA:

Vishuddha o chakra de la garganta.

Está ubicado en la región de la garganta.

Color: Azul

Mantra: Ham.

Flor de loto: de 16 pétalos.

Elemento: Éter.

Principio: El habla, autoexpresión.

Órganos: Tiroides, sistema linfático, pulmones, bronquios, cuerdas vocales, oído.

Tiene que ver con el poder del habla. la capacidad de comunicarse ya sea hablando o escribiendo, pero también a través del arte o a través de otro tipo de expresión personal.

El cuarto chakra introdujo un nuevo modo de ser que no se basa en la manipulación del ego, sino que es desinteresado, imparcial y cariñoso, habiendo desarrollado ese sentido de amor de nosotros mismos, descubrimos que anhela encontrar expresión.

Necesita una forma de comunicarse a sí mismo.

SEXTO CHAKRA: 

AjNa o Chakra del tercer ojo.

Ubicado en el entrecejo.

Color: Índigo.

Mantra: Sham

Flor de loto: de 2 pétalos.

Elemento: Luz.

Principio: Intuición, percepción extrasensorial.

Órganos: Sistema endocrino, ojos, senos paranasales, glándula pineal.

Se le llama tercer ojo debido a su relación con el ver, no de la vista física, sino el entendimiento de la intuición.

Este chakra también está conectado con la imaginación y con el sueño.

SÉPTIMO CHAKRA:

Sahasrara o chakra corona

Localizado en la parte superior de la cabeza.

Color: Violeta.

Mantra: Om.

Flor de loto: de 1000 pétalos.

Elemento: El espacio, consciencia.

Principio: Conexión con la divinidad.

Órganos: Cerebro superior, glándula pituitaria, sistema nervioso.

Es la luz suprema de la consciencia pura.

Los chakras están conectados a diversas funciones físicas y niveles de desarrollo psicológico y espiritual humano, la mente, emociones y niveles superiores de comprensión. 

Son muy importantes para el funcionamiento energético del conjunto que somos, ya que, sin ellos, sería casi imposible la transformación energética del prana “universal” y cósmico que alimenta el cuerpo físico.

Por lo tanto, a la pregunta de “¿por qué tenemos chakras?”, la respuesta parece obvia, porque, sin ellos, no habría forma de captar y procesar la energía que es importante y vital para que el resto de sistemas funcionen.

Por lo tanto, todo aquello que permita su limpieza, sanación, desbloqueo, alineación y activación al máximo nivel, es beneficioso.

Chakras de manos y pies:

Las chakras de los pies nos sirven para absorber la energía universal que nos brinda nuestro planeta la Madre Tierra y también para liberar energía de nuestro cuerpo.

Mientras que los de las manos nos sirven para enviar, recibir, accionar y transformar la energía. 

Es por eso que usamos nuestras manos para sanar o hacer una terapia energética y no solo eso, muchas veces para rezar en familia, o en grupo nos tomamos las manos, para hacer una oración las elevamos y cuando tenemos algún dolor físico lo primero que hacemos es llevar las manos a la zona afectada.

Como toda forma de vida orgánica en cualquier parte del universo, en cualquier parte de la Creación, poseemos la capacidad de absorber la energía y fuerza vital que nos ha de nutrir de múltiples fuentes y a través de diversos mecanismos.

¿Qué es la energía vital?

Siendo esta energía “vital” (llamada prana o chi por diferentes enseñanzas filosóficas o metafísicas) el producto principal que proporciona “sustento” a todo aquello que está vivo, y que le sirve para poder seguir avanzando en consciencia.

Como el motor del coche que hace que las ruedas se muevan para que el conductor pueda avanzar con este por la carretera.

A través de este mecanismo, se dotó a todos los seres conscientes de la capacidad de nutrirse usando el campo de fuerza “cósmica” que representa el conjunto de la energía viva y consciente de la Creación, para que nunca faltara esa energía.

Para que ningún ser en ningún rincón del universo pudiera quedarse sin el combustible necesario para poder experimentar la vida y las oportunidades que se ofrecen al desarrollo de la consciencia sin importar el lugar del cosmos en el que se encuentre.

EL HECHO DE TENER LOS CHAKRAS EQUILIBRADOS, EN PERFECTO ORDEN HACE QUE AUMENTE LA FUERZA, LA VITALIDAD, ACTIVA LA VOLUNTAD, TE CONECTA CON NIVELES SUPERIORES DE CONSCIENCIA, Y PONE EN MARCHA OTRAS MUCHAS FUNCIONES NECESARIAS PARA EL BUEN FUNCIONAMIENTO DE LOS SERES HUMANOS.

Es de gran importancia el conocimiento, la educación y consciencia sobre el papel que juega la energía vital y fuerzas que nos nutren y sobre sus capacidades para hacer que nuestras vidas cambien por completo, si modificamos el uso que hacemos de este prana universal, provoca que la raza humana mejore por completo.

Tenemos que ver a los chakras como si fueran una planta de procesamiento de energía, porque recogen toda la energía o prana del entramado de hilos y filamentos para transformarlo en diferentes tipos de energía que cubrirá cada una de ellas un tipo de necesidad especifico y ejecutará una función dentro de nuestro organismo.

Por eso, la medicina tradicional china habla de tantos tipos de prana o chi que fluyen por el cuerpo.

Cómo equilibrar los Chakras:

  • Yoga
  • Ejercicios de kundalini
  • Reiki
  • A través del péndulo
  • A través de la visualización de la llama violeta
  • Meditación
  • A través de la repetición de mantras
  • Pranayama (ejercicios de respiración)

Visita La tienda:

El poder de ananda shop

Inspirada en:

Deja una respuesta