En este momento estás viendo 5 Formas de Proteger tu Energía

5 Formas de Proteger tu Energía

Proteger tu energía es esencial para tu bienestar, felicidad y estado emocional, por lo que hoy te traigo algunas formas rápidas y fáciles de protegerte y cómo puedes manejar tu sensibilidad en las salidas y alrededor de tus seres queridos.

Cuando entramos en un lugar que vibra más bajo que nosotros, al cabo de un rato, nos vamos a comenzar a sentir molestos, cansados e incluso con dolor de cabeza.

Por el contrario, si el lugar vibra levemente más alto, nos vamos a sentir muy bien y, al salir de allí, continuaremos con esa energía armónica (aunque, de todos modos, si el lugar vibra excesivamente más alto, al ser muy grande la brecha de vibración, también nos va a comenzar a doler la cabeza, porque nuestro cuerpo no está preparado, todavía, para sostener esa frecuencia). 

Sea como sea, los espacios físicos son una extensión energética de sus ocupantes; es decir, vibran de manera similar a ellos. 

Así, si un hogar está excesivamente desordenado, es un claro reflejo del desorden interno que tienen las personas que lo habitan; y, en cambio, si está excesivamente ordenado, es el reflejo del excesivo orden interno de los que viven allí (recordemos que los extremos siempre esconden carencias profundas). 

Ebook - Atraer Abundancia

DESCARGA TU EBOOK

Introduce tu nombre y tu email para descargar tu hoja de trabajo

50%

De hecho, hasta podemos ver cómo varía la vibración de un cuarto a otro en una misma casa, según la persona que lo ocupe.

Asimismo, si una casa tiene las paredes con humedad, si está sucia y descuidada o si se suelen romper los muebles o electrodomésticos, por poner algunos ejemplos, está reflejando las carencias internas de quienes viven allí. 

Podría seguir enumerando un sinfín de situaciones, pero lo importante es comprender que como es dentro es fuera. 

Así, para tener un hogar, un auto, un taller o una oficina que estén íntegramente en armonía, es imprescindible hacernos cargo de nuestras carencias y emociones estancadas. 

Todo ello también es válido con relación a los seres que ocupan otros planos; y es que, por pura ley de la atracción, vamos a atraer a nuestras vidas a seres, situaciones y experiencias que vibren similar a nosotros. 

De este modo, si estamos vibrando bajo, vamos a atraer hacia nuestro campo energético entes que vibren en esa misma frecuencia, como, por ejemplo, almas desencarnadas que estén en el bajo astral o parásitos astrales (que se alimentan de los campos energéticos de almas encarnadas). 

Por el contrario, si estamos vibrando alto, atraeremos seres luminosos hacia nosotros y los espacios que ocupamos. 

Protección energética del hogar.jpg

Sea como sea, recordemos que los seres que llegan a nuestros hogares o campos energéticos siempre tienen la función divina de hacernos de espejo para que veamos cómo estamos vibrando. 

Y, en el caso de que sean de baja vibración, la única manera de alejarlos definitivamente es sanando el imán que los ha atraído hacia nosotros, o sea, nuestras disfunciones

1. Limpieza energética de los espacios:

La primera herramienta a la que debemos recurrir es la que tenemos más cerca, que, sin duda, es la limpieza física (a fondo). 

Es importante tener en cuenta que, donde haya suciedad física, habrá un imán para los parásitos astrales porque, donde se estanca energía física, también se estanca energía en otros planos.

Es importante mantener cierto orden, que el espacio no sea un caos donde los objetos estén tirados por ahí y no almacenar cosas viejas que estén en desuso, pues los objetos que se mantienen apilados y quietos por años estancan energía y ésta atrae seres de baja vibración. 

Debe haber dinamismo, y desapegarnos de las cosas viejas que no usamos es siempre una buena práctica. Tampoco es conveniente juntar basura, ya que los residuos del plano físico atraen a los de otros planos energéticos. 

Siempre ayuda mantener la vajilla limpia, que no se junten ollas y platos sin lavar en la pila.

Y no está de más decir que, si tenemos problemas con inundaciones o caños tapados, solucionarlos no sólo permite que la energía vuelva a circular, sino que también nos puede ayudar a sanar la disfunción interior que generó que eso sucediera. 

Si vivimos en una casa con ambientes que no se utilizan, donde no suele haber actividad humana, también es posible que se estanque la energía en esas zonas. Lo conveniente siempre es vivir en hogares donde se utilicen todos los espacios. 

Asimismo, es bueno comprender que todos los seres que vivimos en la Tierra lo hacemos gracias a la energía que el Sol nos brinda, por lo que es vital para un espacio contar con su luz. 

Los ventanales luminosos son claves para la armonía de cualquier hogar, pues el Sol tiene la capacidad de transmutar e iluminar todos los planos, no sólo el físico. 

También hay que abrir las ventanas o puertas para que circule el viento y se renueve el aire, llevándose consigo todo lo viejo. Con realizarlo una vez al día, aunque sea por unos pocos minutos, ya es suficiente para que la energía circule y no se estanque. 

2. Música de alta vibración:

Tiene naturaleza armonizadora y transmutadora, por lo que, si hacemos sonar música de alta vibración, ésta armonizará el espacio. Claro que la música va a gusto de cada uno, pero Sonidos Relajantes y Sanadores de Cuencos Tibetanos con agua son excelentes para este fin. De todos modos, lo importante es escuchar canciones y obras que nos gusten; si nos hacen bien a nosotros, le hacen bien a nuestro espacio.


3. El incienso o la aromaterapia:

Son también herramientas muy efectivas porque tienen una gran capacidad para elevar la vibración, también podemos usar salvia, mirra, copal, sándal, entre otros, y hacer circular el humo por cada espacio y rincón de la casa. 

Salvia
Inciensos de los arcángeles

La energía suele estancarse en las esquinas, por lo que llevar el incienso hacia esos espacios transmuta y elimina la energía. Aunque, al hacerlo, debemos recordar que el amor y la intención que uno pone es determinante para lograr nuestro propósito, lo mismo si encendemos velas (el fuego también es un transmutador natural). 

También los aerosoles de aura son otra excelente manera de limpiar tu energía y a la de tu hogar, espacio de trabajo con regularidad.

Normalmente a mi me gusta usar aerosoles de aura con regularidad para limpiar mi energía, aura y elevar mi vibración.

Si tienes alguna discusión o personas negativas que ingresan a tu hogar, asegúrate de limpiar ese espacio y establecer la intención de que solo la energía positiva resida en tu hogar.

4. Las piedras y los cristales:

Como irradiadores de frecuencias elevadas que son, resultan igualmente adecuados para armonizar un ambiente y pueden ser una excelente manera de protegerse. Los hay de diversos tipos y cada variedad brinda una energía diferente. 

Cualquiera de los cristales más oscuros o negros tienden a ser protectores. Siempre uso cuarzo ahumado para conexión a tierra y protección. 

También tengo turmalina negra, obsidiana negra y ojo de tigre para protegerme. 

5. Envuélvete en Luz Blanca:

Algunas formas excelentes de protegerse cada mañana es visualizar la luz blanca a tu alrededor e invocar al Arcángel Miguel para que te rodee con la luz protectora divina. 

Simplemente puedes limpiar tu energía con la intención y una vez más pidiéndole al Arcángel Miguel su ayuda para limpiar cualquier energía negativa que no te pertenezca.


Es importante hacer esto con regularidad y en cualquier momento, si sientes tu casa pesada o si alguien está siendo negativo a tu alrededor, es una buena práctica para despejarse y protegerse.

Deja una respuesta